• La inauguración, la entrega de premios y sobre todo las primeras sesiones académicas llenaron el Auditorio Ibirapuera
  • El arquitecto portugués Eduardo Souto de Moura recibió el Premio Iberoamericano a toda una carrera 

“Un arquitecto es alguien que imagina lo que deseas pero con un poco más de exactitud que tú”. Con esta cita de Paul Valèry glosaba la comisaria de la Bienal Iberoamericana de Arquitectura y Urbanismo, Ángela García de Paredes, la figura de Eduardo Souto de Moura, premiado en esta bienal con el Premio Iberoamericano, y que protagonizará en breve uno de los nuevos documentales de la Fundación Arquia, premiada en esta XBIAU. La ciudad de São Paulo acoge estas jornadas inauguradas el lunes se ha volcado llenando las sesiones académicas para las que se agotaron las entradas en pocos días.

A la inauguración asistieron entre otras, autoridades de la ciudad como representantes de la Prefeitura de São Paulo y de su área de Urbanismo, así como el cónsul general de España en la ciudad, Ricardo Martínez, quien destacó que esta XBIAU se celebrara en “la capital del urbanismo y la arquitectura de Brasil, y de las más importantes de América Latina”. En nombre del Gobierno de España, Martínez invitó a los premiados en esta BIAU a “descubrir cada rincón, cada detalle de esta ciudad donde Niemayer, Da Rocha, Lina Bo Bardi son referencias ineludibles”.

Por su parte, el subdirector general de Arquitectura y Edificación del Ministerio de Fomento, Francisco Javier Martín, indicó a los arquitectos premiados que “no son casuales los premios que está recibiendo la arquitectura iberoamericana en los últimos lustros: Tiene identidad propia, compromiso social y ambiental, honestidad y talento. Esa combinación es una receta de éxito seguro, y os animo a que no perdais ninguno de esos ingredientes”.

Compromiso ético y de innovación

Angela García de Paredes, comisaria de esta XBIAU junto con Nacho G. Pedrosa y con Álvaro Puntoni en la organización brasileña, glosó la historia y vida de Souto de Moura, que recibió el Premio Iberoamericano. La obra del arquitecto portugués se caracteriza sobre todo por “la persistencia en rechazar un discurso estándar, y por su compromiso ético, apuesta por la innovación y por la experimentación tanto técnica como conceptual”.

“Su obra tiene el valor de la creatividad para solucionar los problemas y adversidades sin perder el contacto de la realidad más próxima, es el fruto de observar la realidad con ojos de arquitecto”, añadió, “lo que nos rodea es clave para lo esencial del proyecto. La arquitectura es un conjunto de soluciones que transforma la realidad: además de intervenir lo cuantificable interviene lo subjetivo y personal”. Un saber que, en opinión de Souto, tiene que transmitirse en contacto con un “ambiente” en el que convivan los jóvenes arquitectos con las generaciones anteriores.

El debate que siguió a la ceremonia de entrega de premios a los autores de las 26 obras, 6 libros, dos publicaciones periódicas y una colección de vídeos que resultaron premiados en esta XBIAU, estuvo protagonizado por el propio Souto de Moura y Paulo Mendes da Rocha, bajo la moderación de João Luis Carrilho da Graça.

La bienal continúa hoy en el parque Ibirapuera, que ayer ya brindó para la ceremonia de entrega de premios el Auditorio, espléndida obra de Oscar Niemeyer, y que hoy acoge las sesiones académicas en el pabellón del mismo arquitecto en el que se encuentran además expuestas las obras de la Bienal de Arte de Brasil.

El día de la clausura, 12 de octubre, está prevista la realización de un recorrido arquitectónico que incluirá espacios como el museo de Arte de la ciudad MASP, la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de São Paulo, la Casa de Vidro de Lina Bo Bardi, y el MuBE (Museo Brasileño de Escultura). Todo el programa está disponible en la web de la BIAU.

A esta X BIAU se han presentado un total de 1.111 obras de 22 países con la intención de mostrar la huella que las personas han dejado en las ciudades y el territorio como consecuencia de migraciones y otros movimientos. De ahí que el lema de esta edición sea “Desplazamientos/Deslocamientos”. El jurado internacional acordó premiar 26 trabajos ubicados en Argentina (2), México (2), Portugal (4), Ecuador (2), Paraguay (1), Brasil (4), Uruguay (1), Colombia (1), Chile (1) y España (7). Las obras premiadas son principalmente arquitectónicas y entre ellas encontramos edificios públicos como centros culturales, teatros y museos, así como viviendas de distinta tipología y hasta un establo. El jurado ha seleccionado además como finalistas otras 28 obras.

A la categoría de publicaciones se han presentado 160 libros, 61 publicaciones periódicas y 25 publicaciones en otros soportes (vídeo), y la elevada calidad de las obras ha llevado al jurado a premiar, ex aequo, seis libros y dos publicaciones periódicas. Los libros abordan diferentes temas vinculados a la cultura arquitectónica iberoamericana a partir de varios enfoques, desde la historia hasta la crítica arquitectónica, la cultura urbana o la investigación del territorio. Los premiados, procedentes de Portugal, España, Perú, Argentina y México, son trabajos realizados por editoriales académicas e independientes. El premio recoge además como finalistas otros nueve libros. El detalle de todos los premiados se encuentra en la web de la biau: http://www.xbiau.com